Ocho motivos por los que estás soñando (otra vez) con tu ex

Si bien los sueños son difíciles de analizar, en muchas ocasiones soñar con una expareja tiene que ver más con nuestro presente que con echarla de menos.

exparejas

Danae, de Gustav Klimt. Foto: Getty

Letyshops [lifetime] INT

Uno de los sueños más recurrentes es ese en el que, sin esperarlo y sin que haya una razón aparente, nuestra expareja vuelve al subconsciente. Aunque los sueños, sueños son, no podemos evitar preguntarnos por qué esa persona vuelve a aparecer y si ese antiguo amor no está tan superado como creíamos.

En realidad, las razones para soñar con alguien son diversas y no siempre tienen que ver con los sentimientos. “Normalmente tendemos a pensar que los sueños son manifestaciones de los deseos de nuestro subconsciente. La realidad es que los sueños son mezcolanzas de muchos ingredientes con ese resultado. Soñar con un ex no significa que le sigas queriendo en secreto, por suerte”, explica la psicóloga y terapeuta de pareja Susana Ivorra.

De esta forma, la experta agrega que “nuestro cerebro está lleno de recuerdos, muchos de ellos asociados a estados emocionales. Puede que ese día nos hayamos acordado de esa persona por cualquier motivo, o que hayamos vivido alguna experiencia cuyas emociones ha conectado con la emoción vivida en el pasado con nuestro ex. Es más algo aleatorio que premonitorio o una epifanía”.

En esta línea, Lauri Quinn Loewenberg, una escritora especialista en el análisis de sueños, explicaba que puede haber hasta 20 razones diferentes para soñar con una expareja.

Estos son algunos de los más destacados que recogen los expertos:

Asuntos pendientes por resolver

Cuando más soñamos con nuestro ex suele ser cuando la ruptura está reciente. Aunque esto no tiene por qué traducirse necesariamente en que aún haya amor entre nosotros, sino más bien asuntos pendientes. Como aclara Lauri Quinn Loewenberg, puede que estés soñando con esa persona “porque tu subconsciente está tratando de ayudarte a superar la ruptura”. De esta forma, más que estar estancados, estamos en el camino correcto para lograr pasar página.

Nostalgia por tener una relación

La también psicóloga Núria Jorba apunta que, si bien soñar con un ex “no tiene por qué significar que aún sentimos algo, sí puede tener que ver con algún tipo de emoción no resuelta”. Uno de estos ejemplos puede ser el deseo de volver a vivir los buenos recuerdos de esa relación, bien sea con esa persona o con alguien nuevo. “Puede ocurrir que no queramos estar con esa persona en concreto, pero recordemos momentos bonitos que nos hagan soñar de nuevo, o quizás que deseemos encontrar pareja y al no conseguirla idealicemos la última relación y por ende, soñemos más con ella”. En este sentido, quizás si deberíamos hacer una reflexión para saber distinguir entre ambas ideas.

Superar una relación tóxica a través del sexo

Uno de los sueños que más nos perturba es sin duda cuando aparecen relaciones sexuales con alguien, que además resultó ser muy tóxico en nuestra vida. Lauri Quinn Loewenberg apunta que tener sexo con un ex tóxico puede ser una buena señal pese a lo que parece. “Si ha pasado un tiempo y estás seguro de que no recuperarías a la persona, y no te sentirías débil de esa manera, pero estás teniendo un sueño en el que vuelves a estar juntos y las cosas son geniales, esa es una buena señal de que estás llegando a la paz. Ya no te estás golpeando a ti misma. Te perdonas y has aceptado esto como parte de ti mismo y de tu pasado y una lección aprendido”. Pero mejor no intentar probar a hacerlo realidad.

La magia del primer amor

Si soñar con un amor reciente nos puede generar preguntas, soñar con un amor de hace muchos años nos puede dejar totalmente descolocados. Aunque en realidad tiene su explicación. Susana Ivorra explica que “el significado poco o nada tiene que ver con la persona en sí, sino con quién éramos nosotros en aquel momento. Cómo nos sentíamos entonces”. De esta forma, según la psicóloga, más que echar de menos a ese primer amor “echamos un poco de menos nuestro yo más joven, menos herido, más despreocupado”. Incluso puede que nuestra actual relación de pareja, ahora más duradera y estable, esté algo estancada, y lo que echemos de menos sea esa frescura de las primeras veces, que el primer amor en sí mismo.

Romper con algo o con alguien

Los recuerdos con un ex pueden ser buenos o malos. Así en vez de soñar con esos bonitos recuerdos del primer amor, quizás lo que aparezca en nuestros sueños sea el momento de la ruptura, sobre todo si fuimos nosotros quien dimos el paso. Según Susana Ivorra, esa ruptura no tiene que ver solo con esa persona, sino con la necesidad de romper con algo en nuestra vida. “Quizá en este momento estemos atravesando por un momento doloroso, aunque el motivo pueda ser muy distinto al amor o desamor, pero nuestra mente nos conecta con los recuerdos del dolor pasado”. Así, en este caso “no significa que tengamos nada por cerrar con esa persona o que tengamos sentimientos hacia ella todavía”, sino que a lo mejor volvemos a estar en un momento en el que necesitamos cerrar otro capítulo de nuestra vida, y nuestra mente nos recuerda cómo lo afrontamos entonces

Afrontar un rechazo

Otra variación es soñar que esa persona rompe con nosotros. En este caso más que con afrontar que tenemos que romper con algo, lo que tenemos que asumir es algún tipo de rechazo y, de nuevo, nuestra mente busca esa sensación previa en nuestros recuerdos. A este respecto, Lauri Quinn Loewenberg cuestiona que “si esto fue hace mucho tiempo, y estás soñando que este ex te está volviendo a tirar de nuevo, entonces debes preguntarte: ‘¿Qué está pasando ahora mismo que me hace sentir de esta manera? ¿Me rechazaron por un trabajo? ¿Se rechazó algo que le propuse? ¿Por qué te sientes rechazado o rechazado de nuevo en este momento?”. Quizás recordar cómo afrontaste ese momento te ayude a gestionar el que viene.

Situaciones parecidas

Teniendo claro que los sueños tienen más que ver con las situaciones de nuestro presente que con asuntos pendientes del pasado, a veces más que un conflicto que tengamos que analizar al despertarnos, la respuesta puede estar en cualquier situación de nuestra cotidianeidad que nos han llevado a ese recuerdo. Según Núria Jorba, “en ocasiones nos cuentan una historia muy parecida a la nuestra, o vemos a alguien parecido. Si en nuestro día a día hay algo que nos despierta los recuerdos, quizás puede facilitar que esa noche o algunas cercanas tengamos un sueño donde aparece nuestra ex pareja”. Y no hay que darle más importancia. “Es mejor normalizarlo y no darle importancia en exceso, porque ese exceso puede provocar más malestar, darle más vueltas y, por tanto, soñar más.”. La pescadilla que se muerde la cola.

Cuando los hijos en común son los protagonistas

Hay relaciones que pasaron a la historia y nunca más supimos de esas personas. Pero otros ex seguirán siempre en nuestra vida, sobre todo si compartimos hijos. En ese sentido, que sigan apareciendo en nuestros sueños no es tan inquietante, ya que de una forma u otra siguen estando en nuestra vida. A este respecto, Lauri Quinn Loewenberg distingue si el sueño es una pelea o una reconciliación. En el primer caso la experta señala que tenemos un conflicto no resuelto. “Tu ex puede enojarte constantemente, pero ¿qué en particular, en este momento, te está enojando? Eso es lo que tu sueño está tratando de ayudarte a resolver”. En el caso de que el sueño sea más bien apacible tampoco significa que aún haya emociones románticas de por medio. Simplemente, “su sueño está tratando de ayudarlo a mantener una relación decente con el ex por el bien de los niños”.

0 Comentarios
Mostrar más

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión

¿Eres nuevo?

REGÍSTRATE

  • También en Flipboard

    App S Moda

    También en Flipboard

  • Este mes en

    S Moda

    Nuevo número

    Revista S Moda
Cerrar

NEWSLETTER

Las mejores historias de actualidad, moda, belleza y feminismo en tu email cada semana.

Apúntate aquí
No me interesa